Loro Parque Fundación dedicará casi 1,3 millones a conservación en 2021 a pesar del impacto económico de la COVID-19

Loro Parque Fundación ES Sin comentarios »

En la reunión anual del comité asesor de Loro Parque Fundación, celebrada recientemente en Puerto de la Cruz, se ha decidido dedicar casi 1,3 millones de dólares a 53 proyectos de conservación de la naturaleza, que se llevarán a cabo durante el próximo año en los cinco continentes. Con este compromiso, la cantidad total que la Fundación ha destinado a la conservación de la naturaleza ascenderá a 22,8 millones de dólares.

Destacan este año los proyectos que se desarrollarán en Europa, especialmente en Canarias y en el resto de la Macaronesia (Cabo Verde, Madeira y Azores), que recibirán casi la mitad de los fondos (más de 585.000 dólares), seguidos de los proyectos centrados en las especies y ecosistemas amenazados del continente americano, que este año recibirán el 34% de los fondos (más de 440.000 dólares). Este año destacan también los fondos dedicados a la conservación de la naturaleza africana, que ascenderán a casi 170.000$. Mientras que Asia, con casi 60.000 dólares, y Australia-Oceanía, con 33.000, cierran la financiación que alcanza a los cinco continentes, y que se distribuirá entre 53 proyectos de conservación e investigación que serán ejecutados por 32 ONGs y universidades de todo el mundo.

Por países destaca España, con 527.000 dólares, seguida por Brasil, con más de 130.000, y Ecuador, con 93.000. Pero la lista de países es mucho más larga, y este año la Fundación llevará a cabo proyectos también en Alemania, Australia, Belice, Bolivia, Borneo, Cabo Verde, Colombia, Cuba, Etiopía, Filipinas, Guatemala, Indonesia, México, Polinesia francesa, Senegal, Tailandia, Zambia y Zimbawe. Algunos de estos proyectos son transnacionales, por lo que sus beneficios alcanzarán a los ecosistemas y especies amenazadas de otros muchos países limítrofes.

Desde el punto de vista ecológico, las especies y ecosistemas terrestres son las que recibirán la mayor parte de la ayuda de Loro Parque Fundación (más de 827.000 dólares), destacando entre ellas la protección de una de las poblaciones de león mejor conservadas de toda África en el Parque Nacional Hwange en Zimbabwe, que recibirá 53.000$. Otra especie muy destacada es la cacatúa filipina (críticamente amenazada en la lista roja de la UICN) y cuyo proyecto recibirá casi 39.000$ para seguir asegurando las poblaciones en la isla de Rasa y tratar de que el éxito reproductivo conseguido en esa zona se extienda a otros lugares de la región. Otros proyectos destacados sobre especies y ecosistemas terrestres se dirigen a la protección del guacamayo barbazul en Bolivia, el loro orejiamarillo en Colombia y Ecuador, o el guacamayo jacinto en Brasil o Bolivia.

Pero no hay que olvidar el esfuerzo en la conservación de especies y ecosistemas marinos, al que Loro Parque Fundación dedicará el próximo año casi 460.000 dólares. De ellos, más de dos tercios se dedicarán al proyecto CanBIO, cofinanciado por el Gobierno de Canarias, que arrancó en 2019 y que en unas semanas completará su red de control de cambio climático en el mar, con la instalación de una boya científica en El Hierro. A partir de 2021, se desplegarán vehículos marinos autónomos que llevarán a cabo medidas en todo el archipiélago y que en 2022 se extenderán a toda la Macaronesia. Las acciones de CanBIO también incluyen la conservación de especies críticamente amenazadas, como el angelote o la mantelina.

El resto de la financiación de proyectos marinos se dedicará a la conservación de varias especies de cetáceos, entre las que destaca el delfín jorobado del Atlántico en el delta de Saloum (Senegal). Los expertos de la UICN consideran a esta especie en peligro crítico de extinción, y podría desaparecer en unos pocos años si no se toman medidas urgentes para protegerlo.

Canarias, ‘punto negro’ para los cetáceos: entre 50 y 60 varamientos al año

Loro Parque Fundación ES Sin comentarios »

fuente: https://www.eldiario.es/canariasahora/ciencia_y_medio_ambiente/canarias-punto-negro-cetaceos-50-60-varamientos-ano_1_6376674.html

Uno de cada tres cetáceos muere por causas derivadas de la acción humana. Proyectos como el pontón de Loro Parque Fundación y el Instituto de Sanidad Animal y Seguridad Alimentaria (IUSA) intentan mitigar este problema

Canarias es un punto negro para los cetáceos. Cachalotes, rorcuales, calderones grises, delfines comunes, listados o moteados,… Especies que quedan varadas en las costas por causas naturales o que colisionan con embarcaciones, interactúan con la pesca e ingieren plásticos. Este año, a pesar de las medidas adoptadas por la pandemia de COVID-19, los animales siguen llegando a las costas. El 6 de abril un rorcual en Corralejo (Fuerteventura), el 12 de abril un cachalote en Cofete (Fuerteventura), el 2 de mayo un calderón gris en la zona norte majorera, el 25 de mayo un cachalote en Agüimes (Gran Canaria), el 6 de octubre otro más en Mogán (Gran Canaria)… ejemplos de un problema que demanda medidas.

Antonio Fernández Rodríguez, director del Instituto Universitario de Sanidad Animal y Seguridad Alimentaria (IUSA) de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria, explica que están trabajando en esta línea con la introducción de tecnología en las compañías navieras para evitar colisiones, en la reducción del plástico que llega al mar y en la educación a los pescadores. Estas labores, no obstante, no son las únicas que el IUSA lleva adelante.

El Instituto se compone de cinco divisiones, entre las que se encuentra Histología y Patología Animal. Los investigadores de esta sección “son fundamentalmente veterinarios y especialistas en Patología” que “se encargan de determinar la causa de la muerte de los cetáceos varados en las Islas Canarias”. Una vez encuentran un animal varado, señala el director, “o bien se trasladan a esa isla o bien si es en Gran Canaria el delfín, por ejemplo, se trae a la Facultad de Veterinaria” que dispone de una sala de autopsias donde se disecciona con el objetivo de encontrar lesiones que indiquen qué causó su muerte.

Y, ¿exactamente cuántos cetáceos varan en Canarias cada año? Antonio Fernández indica que entre 50 y 60, siendo en su mayoría delfines y también ballenas. “Las causas más frecuentes están relacionadas con causas naturales”. Infecciones, enfermedades parasitarias, víricas o bacterianas, cáncer… Causas a las que se añaden la avanzada edad de muchos de los animales y las crías producto de un aborto. La actividad humana es la segunda causante de varamientos y la más frecuente es la colisión de los barcos rápidos. Ballenas y cachalotes son las dos subespecies que señala el director, porque la continuidad de su especie se puede ver mermada, especialmente para los últimos. “Si uno muere por colisión, sea macho o sea hembra, tiene un problema porque tardan muchos años en crecer y si mueren la población se puede reducir mucho”. Dentro de la acción humana también aparece la interacción con la pesca, “pero en Canarias contrariamente el número de delfines muertos por interacción con pesca es relativamente muy bajo. Y la razón es que no hay pesca industrial, no hay pesca de grandes barcos, y la pesca artesanal o local es poca”. El plástico también mata. La contaminación por este elemento causa la muerte de un 2% de los cetáceos. “Los confunden con alimento, se tragan los plásticos y ese plástico termina causándoles una obstrucción en el estómago o en el intestino”. La sentencia es clara. “De cada tres cetáceos varados en Canarias dos mueren de causas naturales y uno de causas derivadas de la actividad humana”, indica Fernández.

Las últimas estadísticas de varamientos de cetáceos en Canarias del Gobierno autonómico amplían estos datos. Entre 2000 y 2018, las especies más afectadas han sido el delfín listado y moteado superando los siete casos de media cada año, el cachalote y el calderón tropical con más de cuatro, el delfín mular, el zifio común y el delfín común con más de tres y el cachalote pigmeo rozando los tres de media. El mismo informe recoge un aumento no escalonado de los varamientos, pasando de 27 en el año 2000 a 68 en 2018.

Con unas 30 especies diferentes como estas, las aguas de Canarias están llenas de cetáceos. Esta cifra, afirma el director, indica que la proporción de aquellos que varan no es elevada. La alarma salta porque todos los animales que llegan a la costa son detectados por la Red de Varamientos de Cetáceos. Coordinada desde 1997 por el Gobierno de Canarias, la Red se centra en estudiar la información biológica que proporcionan los varamientos y en el análisis del estado de conversación de las poblaciones. Registros como este, destaca Antonio Fernández, no recogen muchos varamientos masivos. “Porque, al final y al cabo, los animales que aparecen en las playas son solo un porcentaje muy bajo de los que mueren”.

Para los cetáceos que varan, existe una Unidad de Rescate que los auxilia e intenta “introducirlos de nuevo a mar abierto en un intento de que vuelva con su grupo o con su familia”. Desgraciadamente, uno o dos cetáceos que varan cada año no pueden regresar al mar “y raramente se pueden recuperar”. En los casos en que sí pueden mejorar, los animales son llevados “a alguna piscina que bien se prepara para un tema de recuperación o a algún parque” donde permanecen entre 24 y 72 horas para una evaluación médica. “Lo normal es que se intente evaluar qué problema tiene y se le hace un tratamiento y, en muchos casos, se intenta llevarlo de nuevo a alta mar para soltarlo, pero si el problema es grave se eutanasia”.

Entonces, ¿qué sucede con los cetáceos que no llegan a la costa? Se dice que pueden representar entre el 93 y el 95% de los animales fallecidos. Las causas de sus muertes son las mismas que las de aquellos que varan en las costas canarias: causas naturales y causas derivadas de la acción humana. Al ser el mar abierto el escenario, las causas naturales se componen de otro factor. Las interacciones entre especies. Antonio Fernández reseña que, aparte del alimento que constituyen los delfines para tiburones y orcas, los cetáceos “a veces compiten por el mismo nicho de donde se alimentan. O entre ellos se golpean”.

Los varamientos, aunque suponen una circunstancia desafortunada, ayudan a estudiar el estado del ecosistema marino en el archipiélago. “Yo creo que en nuestro ecosistema los cetáceos son bioindicadores” y por eso “si vara un animal y ha muerto por plástico, ¿qué quiere decir? Pues que tenemos un problema con contaminación de plásticos. Si un animal aparece con otros contaminantes, por ejemplo, con contaminantes químicos, tenemos que tener en cuenta problemas de esa naturaleza”, argumenta el director.

Las soluciones a los varamientos son diversas. Desde el trabajo “para que las compañías de los barcos puedan introducir tecnología que evite las colisiones” y “puedan maniobrar antes de colisionar”, pasando por la reducción del plástico que llega al mar y llegando a los procesos educativos con los pescadores. “Ellos van poco a poco interactuando menos con los delfines en el sentido de que no les hacen daño a los animales”. Todos son proyectos del IUSA que ayudan a mitigar el efecto de varias causas sobre los cetáceos, pero cuyo problema “no se va a solucionar de un día para otro”. Por ello, el director del Instituto insta a que las Administraciones “sigan manteniendo los niveles de lo que llamamos vigilancia sanitaria. Siempre vigilar qué es lo que causa la muerte de los cetáceos”. Aquí existen tres conceptos clave. “Diagnosticar la causa, tratar el problema y prevenir el problema”.

Un salvavidas para una situación “bastante caótica”

Loro Parque Fundación también se ha implicado en la búsqueda de soluciones. Junto con el IUSA, la fundación dirigida por Javier Almunia trabaja en el desarrollo de un pontón, “un sistema flotante que se parece mucho a una zodiac”. Con dos balones laterales y una lona central, “el sistema está diseñado para ayudar en la reflotación de cetáceos, para devolverlos de nuevo al agua y poder ponerlos en aguas profundas para que puedan salir nadando”.

Iniciativa recogida dentro del proyecto MARCET II, que se centra en “la transferencia tecnológica desde la academia de las universidades hacia la sociedad para mejorar la sostenibilidad de los recursos marinos” y especialmente “en el tema de los cetáceos en la Macaronesia”, señala el director, nació tras los varamientos masivos de Cabo Verde de los dos últimos años. “Ahí vimos la necesidad de tener herramientas y de tener personal entrenado para poder socorrer a los animales en un varamiento porque realmente la situación era bastante caótica”.

El pontón intenta adaptarse a las circunstancias de la Macaronesia y actualmente se encuentra en la versión cero del prototipo, que irá mejorando con pruebas sobre el terreno. La playa del Cofete, en Fuerteventura, fue el escenario en el mes de agosto de un simulacro “que ya nos dio bastantes pistas de cómo ir mejorando sistemas de sujeción de la lona, que tenía algún problema, sistemas de agarre de las boyas,…”, recalca Javier Almunia. Estos resultados serán incorporados al segundo desarrollo. Otra línea en la que trabajan es una versión más pequeña de pontón porque el prototipo “es para animales grandes, como calderones, animales que puedan tener cuatro o cinco metros y que son pesados”. Este es de cuatro metros y es demasiado grande “para animales pequeños tipo delfín mular, animales que puedan tener alrededor de dos metros”.

La residencia del pontón se localiza en Tenerife, pero está a disposición de toda la Macaronesia e incluso de otras regiones de España. Este es el caso de Asturias, adonde se trasladó en avión “porque tuvieron un varamiento de calderón” a finales de septiembre. Almunia reconoce que “lo han probado y lo tienen como precaución durante un tiempo hasta ver si definitivamente hay riesgo de varamiento” para tres animales en la costa de Carreño.

“Esperamos que pueda ser muy útil, sobre todo más que en las islas en la Macaronesia”. Cabo Verde y otros archipiélagos, reseña el director, sufren más varamientos masivos que Canarias donde generalmente suelen varar individuos aislados o enfermos.

“El deber de protegerlos es clave y esencial”

“Nos preocupan principalmente los 81 registros que hay desde el año 2000 hasta el 2018”. Así se muestra Miguel Ángel Pérez, viceconsejero de Lucha contra el Cambio Climático, respecto a los cetáceos que, de entre unos 938 entre esas fechas, han varado debido a las colisiones con embarcaciones. Armas y Fred Olsen son las dos principales empresas que operan en las islas y con las cuales “el Gobierno ha tenido reuniones” por este motivo. Aparte de estudiar otras líneas y una posible reducción de la velocidad de los navíos, “Fred Olsen ha incorporado un novedoso sistema de alerta temprana para la detección de cetáceos en las rutas donde hay mayor concentración. Principalmente, en la zona oriental de Canarias y el tráfico que va entre La Gomera y Tenerife”, señala.

La aplicación de estas medidas no quita que los animales que llegan a las costas no sean los únicos que mueren. El viceconsejero indica que “la detección de varamientos de cetáceos no solo implica al cetáceo que vara en tierra sino también la detección de los animales muertos que son inaccesibles porque la marea los arrastra para adentro”. Estos animales son identificados y se intenta investigar el motivo de su fallecimiento, complicado en algunas ocasiones porque no se puede acceder al cuerpo. Aun así, “también lo utilizamos como elemento de cuantificación del número de mamíferos marinos que han muerto a lo largo de estos últimos 20 años”.

81 de 938. Este el número de cetáceos varados entre 2000 y 2018 a causa de las colisiones. Aunque solo suponen un 8’63%, Pérez argumenta que “son animales que están muchos de ellos en peligro de extinción y, por tanto, el deber de protegerlos es clave y esencial”. La Consejería de Transición Ecológica, Lucha contra el Cambio Climático y Planificación territorial del Gobierno autonómico ya ha demandado y exigido al Gobierno central la reanudación del Plan de Conversación de la Zona de Teno-Rasca. Paralizada desde hace varios años, según reconoce el viceconsejero, es de septiembre de 2011 una Zona Especial de Conservación (ZEC) e intentar desatascarlo “supondría un avance sobre todo en la regulación de la línea y las líneas de transporte entre islas podrían sufrir alguna modificación”. Este proyecto es reflejo de las labores de esta Administración encargada de “la conservación de la vida natural y el santuario tan importante que tenemos aquí de mamíferos marinos”.

Loro Parque Fundación dona 20.000 euros al Zoo de Karlsruhe para la conservación de los orangutanes en Indonesia

Loro Parque Fundación ES, Loro Parque Fundación ES Sin comentarios »

Loro Parque Fundación ha hecho entrega de un cheque por valor de 20.000 euros al Zoo de Karlsruhe, en Alemania, para la conservación de los orangutanes en Indonesia. La institución zoológica germana lo repartirá, a su vez, entre dos asociaciones sin fines de lucro que se dedican a la protección de estos animales, que se encuentran en peligro crítico de extinción en la naturaleza.

Así, la donación contribuirá al rescate, rehabilitación y reintroducción de centenares de orangutanes que se han visto afectados por la deforestación, la caza y el comercio ilegal, y se invertirá también en la educación de las comunidades locales, en línea con los pilares y principios fundamentales de Loro Parque Fundación.

Con este gesto, la Fundación refuerza su compromiso con la protección de especies amenazadas en el medio salvaje, un objetivo por el que lleva trabajando desde su creación en el año 1994. De hecho, gracias a la financiación por parte de Loro Parque de sus costes operacionales, el 100% de las donaciones que se reciben se destina directamente a proyectos de conservación y/o educación in situ y ex situ.

Sus números y sus resultados hablan por sí solos: más de 21,5 millones de dólares estadounidenses invertidos en casi 200 proyectos en los cinco continentes, y 10 especies de loros directamente salvadas de la extinción.

Además, en las circunstancias actuales e inmersas en la crisis mundial ocasionada por la COVID-19, Loro Parque continúa financiando a la Fundación sin ningún tipo de ayuda pública, posibilitando el mantenimiento de los compromisos con la conservación y protección de especies adquiridos para 2020.

Científicos de Canarias implantan una red pionera de monitorización marina para luchar contra el cambio climático

Loro Parque Fundación ES Sin comentarios »

La ULL y la ULPGC, conjuntamente con el Gobierno de Canarias y Loro Parque Fundación presentan el Poema del Mar, los primeros resultados de CanBio, el proyecto público- privado que estudia la influencia de la acidificación oceánica y el ruido en el mar en la biodiversidad marina.

El Acuario Poema del Mar ha sido el enclave elegido hoy, para la presentación de los primeros resultados CanBio, una iniciativa pionera de investigación público – privada financiada con 2 millones de euros por Loro Parque y el Gobierno de Canarias y desarrollada por equipos de investigación de la Universidad de La Laguna y la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria. El objetivo de esta red es establecer una red de datos y monitorización de parámetros vinculados al cambio climático, la acidificación oceánica, la contaminación acústica submarina y las relaciones de todas ellas con la biodiversidad marina de Canarias.

Entre los primeros resultados que abordan el estudio de los problemas ambientales comunes en la Macaronesia, el coordinador de CanBio y director de Loro Parque Fundación, Javier Almunia, explicó que se encuentran el aumento de la temperatura registrado en las costas de Tenerife y la consecuente transformación del hábitat costero con la proliferación de especies tropicales que invaden el fondo. Asimismo, añadió que “se están estudiando los cambios en el ambiente acústico submarino, con la reciente instalación de una boya en Gando y otra que se instalará próximamente en El Hierro, que miden el ruido en el mar y permiten estudiar sus efectos en la fauna, así como la pérdida de la biodiversidad marina, alteración de ecosistemas y desaparición de especies”. A partir de CanBio Canarias se convierte en el único observatorio marino español, integrado en la red europea de monitorización de la acidificación Oceánica.

En la rueda de prensa, el Consejero de Transición Ecológica, Lucha contra el Cambio Climático y Planificación Territorial, José Antonio Valbuena Alonso, puso en relieve la importancia de la colaboración público privada y destacó que “el núcleo donde germinan las decisiones, son las dos universidades canarias de excelencia que tenemos” y las investigaciones de este tipo que desarrollan la ULL y la ULPGC “aportan cada vez más luz, no solo para combatir las consecuencias y los efectos del cambio climático en Canarias, sino en el contexto global”, puntualizó.

Las aproximaciones de investigación que se vienen haciendo hasta ahora en estas temáticas, según señaló el Rector de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria, Rafael Robaina; “no abordaban la problemática de manera multidimensional” y CanBio plantea “la investigación de una forma interdisciplinar y transdisciplinar que permitirá obtener más información para ampliar conocimiento de los océanos”. Asimismo, subrayó que si bien “tenemos una cifra mala de inversión en ciencia en España en general y en Canarias en particular”, gracias a la colaboración y apoyo del sector privado en proyectos como este, que “es un ejemplo de ciencia transdisciplinar y ciencia público-privada, es lo que necesitamos para el futuro que nos viene” sentenció.

Por su parte, el Vicerrector de Investigación de la Universidad de La Laguna, Ernesto Pereda; valoró positivamente que “pese a la complicada situación que se está viviendo, Loro Parque Fundación, mantenga el apoyo a los proyectos I+D y se involucren en la ciencia, que permiten sacar adelante este tipo de proyectos”, además de otros que se vienen desarrollando con la Universidad de La Laguna. En este sentido, el Vicepresidente de Loro Parque, Christoph Kiessling, agradeció el compromiso de las universidades canarias y su apoyo en esta iniciativa y cuyos resultados valoró como “muy importantes para la conservación de la biodiversidad, que también es nuestro gran objetivo”.

Loro Parque Fundación premia los mejores Trabajos de Fin de Grado en Ciencias de la Universidad de La Laguna

Loro Parque Fundación ES Sin comentarios »

Un año más, Loro Parque Fundación patrocina los Premios de la Facultad de Ciencias de la Universidad de La Laguna a los mejores Trabajos de Fin de Grado (TFG) presentados durante el curso 2019-2020, con el objetivo de estimular la excelencia educativa e incentivar los esfuerzos relacionados con la conservación de la biodiversidad tanto terrestre como marina, así como la protección y la sostenibilidad ambiental.

Loro Parque Fundación es una organización sin ánimo de lucro que tiene entre sus objetivos la conservación de especies amenazadas y sus hábitats, el fomento de la investigación científica dirigida a la conservación de la biodiversidad y la educación, y sensibilización sobre las amenazas que afectan al planeta.

Las candidaturas deberán presentarse exclusivamente a través del formulario online habilitado a tal efecto. El plazo de presentación está abierto desde el viernes 16 de octubre hasta las 13:00 horas del miércoles 28 de octubre de 2020, momento en el que se cerrará el acceso al formulario y se publicará el listado provisional de candidaturas en la web de la Facultad de Ciencias.

Se concederán dos grupos de cuatro premios. Por una parte, se premiarán los mejores TFG presentados en el Grado en Biología y, por otra, en los grados en Ciencias Ambientales, Química, Física y Matemáticas. En ambos casos, las cuantías de los premios serán las siguientes: un primer premio de 1.200€, un segundo de 800€, un tercero de 600€ y un cuarto de 400€.

Podrán presentar su candidatura los alumnos de los Grados impartidos en la Facultad de Ciencias que hayan presentado su TFG en el curso académico 2019-2020, con independencia de la convocatoria anual en la que lo hayan hecho. Excepcionalmente, se valorará una candidatura de un TFG de Ciencias Ambientales correspondiente al curso 2018-19, que, por un error en la recepción, no fue valorado en la anterior convocatoria.

Inscripción: https://docs.google.com/forms/d/e/1FAIpQLSeDNYKORli9bEfnmm-tyHu8dfyz7BCVM6uEO06TAptT-aVc5A/viewform

La empresa ZEBEC dona a Loro Parque Fundación un prototipo de pontón para la reflotación de cetáceos

Loro Parque Fundación ES Sin comentarios »

En la mañana de ayer, martes 30 de junio, la empresa Woosung Inflatable Boat Europe (ZEBEC), fabricante de los flotadores del parque acuático Siam Park, ha hecho entrega a Loro Parque Fundación de un primer prototipo de pontón para la reflotación de cetáceos.

El objetivo de la Fundación es, a partir de este prototipo, desarrollar un modelo optimizado para el rescate de cetáceos varados, un trabajo que se hará en colaboración con el Instituto Universitario de Sanidad Animal (IUSA) de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria (ULPGC).

A partir de este momento, el pontón estará a disposición tanto del IUSA como de los Centros de Rescate de Canarias que lo solicitaran en caso de necesitar reflotar un cetáceo varado. Además, gracias a las pruebas realizadas con los animales de Loro Parque y los ejemplares varados del IUSA, el sistema se irá evolucionando para mejorar su diseño.

Esta colaboración se enmarca dentro del proyecto MARCET II, en el que hay una sección dedicada al diseño de nuevas infraestructuras y equipamientos para la atención a varamientos. El objetivo final es que, una vez esté terminado el diseño, este tipo de pontones estén disponibles para atender casos no solo en las islas Canarias, sino en toda la Macaronesia, y más especialmente en Cabo Verde, donde son muy frecuentes los varamientos masivos de cetáceos.

MARCET II: conservación de cetáceos y desarrollo sostenible en el Área Atlántica Macaronésica

El proyecto MARCET II lleva a cabo diversos estudios de investigación científica y tecnológica que permiten evaluar y analizar el impacto de la actividad humana en áreas marinas protegidas del Atlántico Macaronésico, utilizando a los cetáceos como protagonistas no solo por ser considerados especies emblemáticas, sino también por ser bioindicadores del buen estado ambiental de las áreas marinas donde residen y un paraguas para la protección del ecosistema marino. Asimismo, este proyecto contribuye al desarrollo de criterios de sostenibilidad ambiental y económica, con especial atención a la actividad de observación de cetáceos.

MARCET II en una iniciativa liderada por la ULPGC a través del IUSA y cuenta con la participación directa de otras quince instituciones y organizaciones de los cuatro archipiélagos macaronésicos: PLOCAN; CETECIMA; Loro Parque Fundación; Turismo de Tenerife; CEAMAR; Universidad de la Laguna (ULL); Museu da Baleia de Madeira; Observatório Oceânico da Madeira; Instituto das Florestas e Conservação da Natureza IFCN IP-RAM; Direçao Regional dos Assuntos do Mar (DRAM); Universidade dos Açores; Direçao Nacional do Ambiente de Cabo Verde; Instituto Nacional de Desenvolvimiento das Pescas (INDP); BIOS.CV, y Associação de Biólogos e Investigadores de Cabo Verde (ABI-CV).

El Dr. Javier Almunia, director de Loro Parque Fundación, es reelegido presidente de la Asociación Ibérica de Zoos y Acuarios

Loro Parque Fundación ES Sin comentarios »

El Dr. Javier Almunia, director de Loro Parque Fundación, ha sido reelegido recientemente como presidente de la Asociación Ibérica de Zoos y Acuarios (AIZA), cargo que ya ostentaba desde abril de 2019 y que ahora renueva hasta el año 2024.

En la actualidad, según ha explicado Almunia, la organización ha estado centrada en llevar a cabo “un trabajo intenso con el Instituto para la Calidad Turística Española (ICTE) y los Ministerios de Turismo y Sanidad para elaborar la guía sectorial que permita volver a recibir visitantes en los zoológicos y acuarios de toda España de forma segura. De cara al futuro, cuando se recupere la normalidad, “el impulso principal de la Asociación estará dirigido a optimizar el trabajo de conservación de la biodiversidad en los zoológicos y acuarios para tratar de mitigar los efectos de la sexta extinción”.

Javier Almunia es doctor en Ciencias del Mar por la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria y Máster en Gestión Ambiental por el Instituto de Investigación Ecológica. Posee amplios conocimientos en proyectos de conservación de la vida silvestre en peligro de extinción, habiendo realizado investigaciones de campo en los océanos Atlántico, Índico y Antártico. Es autor de varias decenas de artículos científicos y más de una docena de presentaciones en conferencias científicas sobre ecología marina, ecotoxicología de cetáceos, bioacústica, etología, etc. Actualmente, preside también la Asociación Europea de Mamíferos Acuáticos (EAAM).

Almunia comenzó a trabajar en Loro Parque Fundación en 1999 como responsable de Educación y desde 2003 ocupaba el cargo de director de Asuntos Medioambientales, hasta que, en 2018, fue nombrado director.

Loro Parque Fundación, 100% para la Naturaleza

Desde el año 1994, Loro Parque implementa la mayoría de sus acciones de Responsabilidad Social Corporativa a través de Loro Parque Fundación, una organización internacional sin ánimo de lucro especializada en la conservación y la protección de especies de loros y mamíferos marinos, entre otros animales, que se encuentran en peligro de extinción.

Cada año, y gracias a la financiación por parte de Loro Parque de los costes operacionales de la Fundación, el 100% de las donaciones que se reciben se destina directamente a proyectos de conservación y/o educación “in situ” y “ex situ”. Así, “100% para la naturaleza” no es solo un lema, sino que va mucho más allá: es una realidad. Sus números y sus resultados hablan por sí solos: más de 21,5 millones de dólares estadounidenses invertidos en casi 200 proyectos en los cinco continentes, y 10 especies de loros directamente salvadas de la extinción inminente.

Desde el año pasado, además, la Fundación está participando en un proyecto pionero, cofinanciado junto al Gobierno de Canarias en una iniciativa público-privada, con el que las universidades canarias y las ONGs Elasmocan y AVANFUER estudian los efectos del cambio climático en el mar. El proyecto invertirá dos millones de euros en cuatro años, repartidos en varias líneas de trabajo que irán desde la monitorización de parámetros de la química marina, hasta el estudio de las comunidades de algas, los angelotes o las tortugas marinas, lo que ayudará a disponer de la mayor cantidad de información posible para vigilar los efectos de este cambio global en el archipiélago y en toda la Macaronesia.

Loro Parque Fundación contribuye a la reintroducción de seis guacamayos en Ecuador

Loro Parque Fundación ES Sin comentarios »

Loro Parque Fundación ha contribuido recientemente a la reintroducción de seis ejemplares de guacamayo verde mayor de Guayaquil (Ara ambiguus guayaquilensis) en su hábitat natural, un éxito que ha sido posible gracias al trabajo de la Fundación Jocotoco y a la colaboración de otras asociaciones y comunidades locales. Esta subespecie se encuentra en peligro crítico de extinción y solo se han contabilizado 60 ejemplares en la naturaleza.

Por eso, el objetivo de esta liberación es aumentar esa pequeña población y su diversidad genética y, así, poder salvar a la especie de una extinción más que probable. En ese sentido, Loro Parque Fundación ha colaborado técnica y financieramente a través de cinco proyectos en la conservación de esta especie con una inversión de casi 500.000 dólares desde 1997.

De hecho, no es la primera vez que se libera a guacamayos de esta subespecie en Ecuador. Antes ya se habían reintroducido 14 ejemplares, de los que dos han tenido crías en la reserva de Ayampe.

En esta ocasión, la liberación de estas tres parejas nacidas en el Centro de Rescate Jambelí tuvo lugar en Las Balsas, en Santa Elena, porque en esa zona habían sido avistados dos de los ejemplares reintroducidos anteriormente conviviendo con otros silvestres.

Como es habitual en estos procesos, los seis individuos pasaron primero una fase de preadaptación, que duró más de cinco meses, en la reserva de Ayampe de la Fundación Jocotoco. Allí, a los machos se les colocaron rastreadores satelitales para poder determinar su área de distribución, lugares de reproducción y alimentación, etc.

Gracias a estos modernos sistemas de seguimiento por satélite, el rastreo de estos guacamayos en la selva ecuatoriana está permitiendo obtener importantes datos científicos para la protección no solo de esta especie, sino también de otras muchas con las que se relaciona, como plantas, insectos o, incluso, anfibios.

Así, una vez más, Loro Parque Fundación continúa trabajando para la conservación de especies de loros dentro y fuera de sus instalaciones.

Loro Parque Fundación: 25 años de compromiso y amor por la naturaleza

En el año 1994, Loro Parque consolidó su firme compromiso con la labor medioambiental a través de la creación de Loro Parque Fundación, una organización internacional sin ánimo de lucro especializada en la conservación y la protección de especies de loros y mamíferos marinos, entre otros animales, que se encuentran en peligro de extinción.

Cada año, gracias a la financiación por parte de Loro Parque de los costes operacionales de la Fundación, el 100% de las donaciones que se reciben se destina directamente a proyectos de conservación y/o educación in situ y ex situ. Así, “100% para la naturaleza” no es solo un lema, sino que va mucho más allá: es una realidad.

Sus números y sus resultados hablan por sí solos: más de 21,5 millones de dólares estadounidenses invertidos en casi 200 proyectos en los cinco continentes y 10 especies de loros directamente salvadas de la extinción inminente con la colaboración de otras asociaciones.

Por un océano más sostenible: Tabaiba

Loro Parque Fundación ES Sin comentarios »

El martes 25 de febrero se ha celebrado una jornada de limpieza de costa y submarina en la zona de Tabaiba (Municipio del Rosario), enmarcada dentro de la campaña “Por un Océano más Sostenible 2020”, que organiza la Asociación Promemar.

En total se lograron retirar más de 292 kg de basura tanto del fondo del mar como de la costa, destacando residuos, paneles fenólicos y enchufes plásticos encontrados dentro del pecio, un neumático, así como una enorme cantidad de tuberías recogidas en el barranco, entre otros materiales.

Para la realización de esta actividad la Asociación Promemar cuenta con la colaboración de Ecoembes, Proyecto Libera y SeoBirdlife, el patrocinio de Loro Parque Fundación, y la colaboración del Ayuntamiento del Rosario, Tenerife Shipyards, Centro Comercial Meridiano, Asociación Deportiva Ambiental Kms Verdes, Fonteide, Colca-Cola, Fast y el Club de Buceo Sea Diver Instructor.

Es muy importante destacar la importancia de realizar limpiezas en zonas de mucha afluencia de bañistas y, sobre todo, de llevar a cabo una labor de concienciación para que logremos que estas zonas se conserven en el mejor estado posible.

Loro Parque Fundación contribuye a la protección del periquito catey en Cuba gracias a la utilización de cámaras de vigilancia

Loro Parque Fundación ES Sin comentarios »

Loro Parque Fundación continúa trabajando para la conservación de especies de loros dentro y fuera de sus instalaciones. Y así lo está haciendo también en Cuba con un proyecto para la protección del periquito catey (Psittacara euops), liderado por el biólogo Maikel Cañizares, en el que se están utilizando cámaras de vigilancia colocadas en las alturas que han resultado enormemente efectivas.

Estas cámaras trampa son una de las herramientas que mejores resultados están dando en el estudio de la fauna amenazada y su colocación es clave para obtener más datos sobre la biología de las especies. En el caso concreto del periquito catey, la ubicación de estos dispositivos de grabación no es sencilla y ha sido posible gracias a la pericia de los investigadores, formados en técnicas de escalada, que las han colocado en los acantilados perpendiculares en los que anida la especie.

Es precisamente en estos precipicios verticales donde también se encuentran ubicados los nidos de barro que utiliza el periquito catey para criar, diseñados específicamente para este proyecto de protección de la especie y que están teniendo mucho éxito y proporcionando resultados muy positivos.

Y aunque en esta zona de difícil acceso la presencia de cazadores furtivos es escasa, las cámaras trampa también sirven para proteger las áreas de anidación, porque gracias a ellas queda registrada cualquier actividad humana o de depredadores que tenga lugar en el perímetro vigilado.

Además, en este proyecto, que cuenta con personal voluntario de las comunidades para la vigilancia de la zona, los técnicos también hacen revisiones regulares durante la época de cría, que es la más vulnerable para la especie.

Loro Parque Fundación: 25 años de compromiso y amor por la naturaleza

En el año 1994, Loro Parque consolidó su firme compromiso con la labor medioambiental a través de la creación de Loro Parque Fundación, una organización internacional sin ánimo de lucro especializada en la conservación y la protección de especies de loros y mamíferos marinos, entre otros animales, que se encuentran en peligro de extinción.

Cada año, y gracias a la financiación por parte de Loro Parque de los costes operacionales de la Fundación, el 100% de las donaciones que se reciben se destina directamente a proyectos de conservación y/o educación in situ y ex situ. Así, “100% para la naturaleza” no es solo un lema, sino que va mucho más allá: es una realidad.

Sus números y sus resultados hablan por sí solos: más de 21,5 millones de dólares estadounidenses invertidos en casi 200 proyectos en los cinco continentes, y 10 especies de loros directamente salvadas de la extinción inminente.